Babilonia

Un drama teatral con apariencia de novela, pero que no consigue pasar de ahí. La soledad y la infelicidad, o más bien el aburrimiento, es lo único que parecen tener ya los dos personajes protagonistas, Elisabeth, ingeniera de patentes del Instituto Pasteur, y su anodino vecino, Jean-Lino, pero esto no es suficiente para construir una historia que se sostenga. Falta algún tipo de propoósito que dé sentido a tanto ir y venir de personajes/actores en escena.

Autora: Yasmina Reza
Editorial: Anagrama
Nº Págs.:208

Deja un comentario

Archivado bajo Breves

Sé quién eres

Una sorpresa realmente entretenida, al menos hasta el final, de una, para mí, desconocida autora islandesa. Entre la investigación policial y el supense Sigurdadóttir juega bien con las claves del género y mantiene el interés. Perfecta para un fin de semana con avería de coche incluida y su correspondiente espera de reparación para poder volver a Madrid. Una pena que el final deje demasiados elementos sin aclarar. Está bien entrelazar la narración de elementos de duda y misterio, mantiene la atención y engancha, pero cuando llegas al final esperas que se resuelva o que, si se deja algo en el aire sea por coherencia con la historia y no por no saber como terminar la historia.

Autora: Yrsa Sigurdadottir
Editorial: Literatura Random House
Nº Págs.: 354

Deja un comentario

Archivado bajo Breves

Querido Diego, te abraza Quiela

Este año el 23 de abril ha caído en domingo y la casualidad ha querido que coincidiera con la tertulia del Club de Lectura. Hay hechos y coincidencias que no se pueden dejar pasar como si nada. De ahí surge la idea de hacer un amigo invisible literario: llevar un libro que, de una u otra forma, tuviera un significado especial, y a cambio, recibiríamos otro. Tuve la suerte de encontrarme así con Elena Poniatowska, con quien yo tenía una deuda pendiente.

Querido Diego, te abraza Quiela es un libro bello y profundamente triste y doloroso, que me conmueve y enfada.

“Sin ti soy bien poca cosa, mi valor lo determina el amor que me tengas, y existo para los demás en la medida en que tú me quieras. Si dejas de hacerlo, ni yo ni los demás podremos quererme”.

En solo dos frases Poniatowska concentra la desesperación de Quiela, la pintora rusa Angelina Beloff, tras la marcha a México de Diego Rivera, su pareja durante diez años. Son suficientes para entender la fascinación por el lenguaje y su capacidad de generar el ímpetu de escribir. Entiendo a Pilar. Sin embargo a mí me paraliza. Esas palabras… “ni yo ni los demás podremos quererme” se me atraviesan en el pecho y no me dejan respirar. Escrito en forma de cartas sin respuesta, Quiela va narrando la soledad en que le deja la marcha de Diego Rivera. Se queda sola en París, sin dinero, sin proyectos artísticos y echando de menos el “amor” de Diego y al hijo que murió con solo catorce meses…y sin una palabra de respuesta. Es por todo un libro duro, que se hace difícil de soportar. Un libro que remueve, que hace gritar: ¿Por qué hay tantos Diegos? ¿Por qué hay tantas Quielas? y, sobre todo, ¿por qué se sigue hablando de “amor” cuando solo hay abuso y dependencia?

Gracias Pilar por la elección y te aseguro que lo aprecio como el abrazo cálido que querías que fuera. (Añadiría te abraza Marga, sino me resultara excesivo)

Autora: Elena Poniatowska
Editorial:  Impedimenta
Nº Págs.:  88

Deja un comentario

Archivado bajo Reseñas

Muerte accidental de un anarquista

El reciente fallecimiento de Dario Fo (13 de octubre de 2016) y una actualidad digna del mejor (o peor, nunca se sabe) teatro del absurdo nos ha llevado a Muerte accidental de un anarquista, una obra escrita en 1970 y que cuarenta y siete años después sigue estando vigente. Decía Carla Matteni en el prologo a la edición de 1998: “es cierto que ha cambiado la situación política per tan cierto y preocupante es que las tentaciones fascistizantes, lejos de desaparecer, vuelven a manifestarse en la democracias europeas”. Hoy, existe serio peligro de que dejen de ser tentaciones y se conviertan en realidad a través de las urnas.
El compromiso y la denuncia forman parte del teatro desde siempre. Fo asume ese compromiso e incorpora el humor, pudiendo así llevar las situaciones al extremo para devolvernos una imagen deformada, pero realista en lo esencial, de la sociedad actual. Utiliza para ello al loco, o sea el inocente, el bufón, al que se le permite decirlo todo porque no sabe lo que dice. A través de él, Fo reparte estopa a diestro y siniestro y deja títere con cabeza. Después de ver a Donald Trump jurar su cargo como 45º Presidente de los Estados Unidos echamos de menos más que nunca a todos los Fo del mundo. ¡Cuánta falta nos hacen! Nos hacen falta que recordarnos:

“Al ciudadano de a pie no le interesa que la mierda desaparezca, le basta con que se denuncie, estalle el escándalo y se pueda comentar. Para él esa es la verdadera libertad y el mejor de los mundos”

Leer teatro tiene, tambien, algunos inconvenientes. Requiere un esfuerzo añadido que supla la ausencia de escenografía que puede ralentizar la lectura. No obstante, la fuerza y la inteligencia del texto compensan suficientemente las dificultades y nos abrió la puerta de una tertulia política realmente interesante.

Autor: Dario Fo
Editorial: Hiru
Nº Págs.:144

Deja un comentario

Archivado bajo Club de Lectura, Reseñas

Cáscara de nuez

Liarte con el hermano de tu marido y planear juntos su asesinato, aunque sea el padre del hijo que estás esperando, no es, desde luego, una historia original. Sin embargo McEwan consigue salir del camino de lo conocido cambiando, por completo, el punto de vista y la voz narrativa. Desde la primera página nos encontramos con un narrador inesperado, que es la a vez testigo y afectado directo, del complot que traman Trudy y Claude: el feto.
Este peculiar narrador permite transformar un thriller clásico en un medio para abordar la vida y cuestionarlo todo. Esa condición de estar presente en todo y, a la vez, en nada proporciona un espacio perfecto para la reflexión, que incorpora, además, una doble perspectiva: la inocencia de quién nunca ha experimentado, como ocurre en tantos libros protagonizados por personajes infantiles, y el conocimiento de quién si ha experimentado la vida adquirido por vía placentaria.
Un juego difícil que funciona y el que consigue hacernos entrar desde la primera página.

Autor: Ian McEwan

Editorial: Anagrama, 2017

Nº Págs.: 217

1 comentario

Archivado bajo Breves